Las preguntas que debes hacerte para comprar una cerradura inteligente en 2023

En este artículo te voy a aclarar las dudas que puedas tener cuando se te antoja comprar una cerradura inteligente en 2023.

Aquí, en Domotica Doméstica, vas a encontrar un análisis adaptado a nuestras necesidades domóticas y que va más allá de los que vas a encontrar en un blog puramente tecnológico o de cerrajería.

Vas a tener claro el papel que juega la cerradura inteligente, el bombillo, el escudo de seguridad, el resbalón o incluso la misma puerta.

Vamos a ello entonces: ¿cómo saber cuál es la mejor cerradura inteligente o smartlock que se integre bien con nuestra domótica?

Primer aspecto a considerar: la seguridad de la puerta de entrada a tu vivienda vs la seguridad en una smartlock

No son pocos los que comentan que instalarse una cerradura inteligente no es segura porque te pueden hackear la señal inalámbrica y entrar en tu casa.

Son los mismos que tienen una puerta de madera y una cerradura con llaves como esta:

cerradura simple en puerta de madera

Esta puerta la puede abrir un caco en apenas 15 segundos. Tarda menos que lo que tarda un político en decir una mentira estos días en un mitin, que ya es decir…

Ni si eres de los que tienes una puerta INN de clase 4c, con escudo de seguridad Kripton y bombillo con llave anticopia de las de verdad, puedes estar totalmente tranquilo, ya que en media hora te pueden romper la puerta. Eso sí, haciendo mucho ruido.

Únicamente si tus vecinos piensan que eres un capullo integral podrían llegar a entrar antes de que llegara la policía.

Pero el 98% de los que estáis leyendo esto no tendréis este kit…. ni seréis unos capullos. Como mucho, pueden tardar unos 3 minutos en estar dentro de vuestra casa y sin demasiado ruido.

Podéis ver este vídeo a partir del minuto 2, os resultará muy útil para entenderlo:

Tienes que pensar que la parte física de tu puerta de entrada no la vas a proteger ni más ni menos por tener una cerradura inteligente.

Y entonces, ¿el carnicero de la esquina no tiene razón? ¿Al del cuarto segunda no le entraron porque le interceptó la señal del móvil un tipo que estaba en la azotea?

Mira, casi todas las smartlocks que he estado investigando estos días tienen, como mínimo, la comunicación bluetooth encriptada con AES-128 entre la cerradura y el móvil.

Y, ¿qué significa que esté encriptada con AES (Advanced Encrytion Estandard)?

Te pongo aquí un esquema y un par de tablas que he sacado de kryptall.com para que lo entiendas:

esquema encriptación AES

 

 

 

Es decir, que con AES-128 el tipo que quiere entrar en tu casa, en el caso de que lleve un supercomputador en el bolsillo, va a estar 1 billón de billones de años para desencriptar tu comunicación. Más que desde el origen del universo hasta hoy.

Pero ojo que la seguridad no sólo se basa en la encriptación de la comunicación.

Cuando configuramos por primera vez una conexión bluetooth, se nos pide un PIN para realizar el emparejamiento de los dos dispositivos entre si. Este proceso puede ser un punto débil, porque, ¿quién no ha puesto 1234 alguna vez? Pues a partir de ahora no lo hagas porque se te puede colar alguien en el proceso y conseguir la vinculación sin que te des cuenta.

Puede que el carnicero tuviera razón.

También se han producido algunas vulnerabilidades del mismo bluetooth, por ejemplo, la KNOB (key negotiation of bluetooth) donde una mala persona intercede también en el proceso de emparejamiento forzando que la clave de cifrado de la encriptación sea más corta.

Pero vaya, que estos son casos que puedes evitar fácilmente porque el radio de acción de bluetooth es de menos de 10 metros y porque a partir de ahora utilizarás el PIN 5138 en lugar del 1234.

Pero ahí no acaba la historia.

Además de la comunicación entre el móvil y la cerradura inteligente, tenemos la comunicación entre la cerradura y …. varias posibilidades:

  • Cerradura – – – Bridge – – – Router
  • Cerradura – – – Bridge – – – Hub domótico
  • Cerradura – – – Hub domótico

Entre la cerradura y el bridge también será bluetooth, así que las mismas precauciones que antes al establecer el emparejamiento.

Entre el Bridge – – – Router o Bridge – – – Hub domótico, se hará mediante Wifi y aquí es donde tendremos que tener especial cuidado ya que puede ser el punto más vulnerable.

La encriptación es la misma, AES-128 si en el router tenemos configurada la encriptación WPA2 o WPA3. Pero tenemos que tener cuidado con las contraseñas de la red y configurar una contraseña que sea lo más compleja posible y sin sentido evidente. No vale “mipassword” o “qwerty1234”… Sino el carnicero volverá a tener razón.

También se descubrieron vulnerabilidades como KRACK en 2017, pero que una vez descubiertas se ponen los parches adecuados, se actualiza y punto.

Ten en cuenta que estas vulnerabilidades se descubren en ataques importantes realizados a grandes empresas o gobiernos. Tú no vas a ser objetos de ataques de esta magnitud, a no ser que seas un pez gordo.

Y por último, nos falta analizar si la comunicación fuese directa entre la smartlock y nuestro hub domótico. Si esa comunicación fuera Zwave, estaría también encriptada con AES-128 y reforzada por su arquitectura de seguridad S2 (Security Command Class v2). Si fuera Zigbee también tendría AES-128 pero tendríamos que comprobar que si tenemos versiones anteriores a la 3.0, las arquitecturas de seguridad estuvieran bien implementadas.

Al final todo se reduce a que estemos al día en las actualizaciones de seguridad de nuestros dispositivos, que tomemos precauciones cuando emparejamos o vinculamos dispositivos y elegir unas contraseñas adecuadas para las redes inalámbricas.

Segundo aspecto: ¿queremos que la cerradura inteligente se integre con nuestra domótica?

Una smartlock puede tener diferentes funcionalidades más allá de abrir y cerrar. De hecho, dudo que te hayas planteado tener una si lo que te atrae es abrir y cerrar desde el móvil y nada más.

Para hacer eso, no te la compres. Sacas las llaves y abres, te aseguro que cuando pase un tiempo te resultará más práctico sacar las llaves que sacar el móvil, desbloquearlo, buscar la app de la cerradura inteligente y clicar en el botón de abrir.

Funcionalidades que puedes tener son:

  • Abrir remotamente a un familiar o amigo.
  • Generar un código temporal para el servicio de limpieza. (casi digo la chica de la limpieza, imagínate el lío que se hubiera montado…, bufff)
  • Apertura manos libres cuando vas cargado.
  • Apertura manos libres para vacilar a los vecinos.
  • Podrías generar un código temporal para el repartidor de Amazon. Aunque mucho riesgo veo ahí, tu mismo… Para mayor seguridad podrían añadir una cámara.

Para gestionar todo esto con nuestra smartlock, podemos elegir entre dos opciones:

1️⃣ Controlar la cerradura inteligente desde su aplicación móvil, con la gestión en su propio cloud y que sea independientemente de nuestra domótica.

2️⃣ Integrarla en nuestro concentrador domótico y capar las funcionalidades que se controlan desde internet.

Ya hemos visto antes que la seguridad no va a ser un problema si tomamos ciertas precauciones.

Por lo tanto, esta decisión dependerá en gran medida de si las funcionalidades que nos ofrece la cerradura inteligente desde su aplicación son necesarias para nuestro día a día.

Si nuestra vida es socialmente deprimente y no necesitamos generar códigos temporales, pues… ¿para qué queremos la APP? De todas maneras podremos abrir remotamente desde el hub domótico si algún día lo necesitamos puntualmente.

Podemos configurar la smartlock en nuestro hub domótico directamente y controlarla de manera local para que no acceda a Internet. La función de abrir y cerrar, e incluso que se abra en modo “manos libres”, lo podemos hacer desde la APP de nuestro hub domótico, y así tenemos controlado que ninguno de nuestros dispositivos se conecta a Internet directamente sin pasar por el concentrador domótico.

La mala noticia es que no todas las cerraduras inteligentes se pueden integrar en nuestro controlador domótico. Necesitamos ir al listado de equipos compatibles de nuestro hub, o bien googlear si alguien ha conseguido la hazaña. En hubs open source como Jeedom o Home Assistant, muchas veces los dispositivos no están en los listados oficiales pero vemos como las comunidades de usuarios de estas plataformas van más allá y tienen hechas integraciones no oficiales.

Aquí te dejo una lista de cerraduras inteligentes controlables por zigbee2mqtt: https://zigbee.blakadder.com/locks.html

Tercer aspecto: ¿con qué accesorios adicionales cuenta la cerradura inteligente que queremos comprar?

Como he dicho antes, sacando el móvil para abrir la puerta no mejoramos demasiado nuestra experiencia.

Ahora bien, si tampoco nos queremos complicar la vida con configuraciones de geolocalización, o incluso queremos que nuestros hijos menores de… ¿12 años?… que no tienen móvil, puedan acceder sin llaves, podemos ver qué accesorios pueden complementar la smartlock:

  • Teclado numérico: Algunas cerraduras inteligentes sólo nos ofrecen un teclado numérico como accesorio. Se introduce el PIN configurado antes en la aplicación móvil o en nuestro hub domótico. Hay que decirles a los niños que tomen precauciones cuando lo marquen o ir cambiando el código frecuentemente.
  • Teclado + Tag (etiquetas NFC): Si el objetivo es librarnos de las llaves no tiene sentido que nos compremos un tag NFC como llavero y lo saquemos para abrir, no ganamos mucho. Sólo podría ser útil para los niños o para los abuelos.
  • Teclado + Huella: Creo que esta es la mejor opción, ya que con reconocimiento dactilar nadie nos va a ver ningún código. Es rápido y estupendo.

Cuarto: ¿qué cerradura inteligente tiene mejor autonomía?

Aquí hay dos opciones:

O pilas intercambiables, que duran 4, 6, 12 meses como mucho.

O baterías que se recargan mediante USB-C.

No hay color, no?

Quinto: Las cerraduras inteligentes, por lo general, son ruidosas.

Pues sí, este es un gran inconveniente que creo que tienen que mejorar casi todas las cerraduras inteligentes.

A ver, que sólo molesta si la accionamos muy pronto por la mañana o muy tarde por la noche, pero es que puede llegar a ser muy molesto.

Valóralo, mírate vídeos de los modelos que te gustan más y decide.

Pista: la que mejor he visto que cuida este aspecto es la Tadee.

Mirad (y sobretodo, escuchad) este vídeo:

Por orden: Yale Linus – Nuki – Danalock – Tedee Go (modelo económico) – Tedee

Sexto: ¿cuál es la cerradura inteligente más bonita?

Si queréis estar en armonía con vuestra pareja (otra vez iba a decir “con la mujer”… se me escapa todo el rato…) también hay que tener en cuenta el diseño.

Si compráis esto igual dormís fuera de casa unos días:

cerradura inteligente fea

La SwitchBot es un frankestein de cerradura, por Dios!!!

(enlace de Amazon que genera una pequeña comisión para Domótica Doméstica si lo acabas comprando: clic aquí)

cerradura inteligente switchbot

SwitchBot – Foto: theverge.com

 

La Nuki, depende de la versión. No me desagrada pero un poco grande sí que es

(enlace de Amazon que genera una pequeña comisión para Domótica Doméstica si lo acabas comprando: clic aquí)

cerradura inteligente Nuki

Nuki – Foto: qvadis.es

 

La Aqara N100, llama la atención, es modernilla así, chula, pero es enoooorme.

(enlace de Amazon que genera una pequeña comisión para Domótica Doméstica si lo acabas comprando: clic aquí)

cerradura inteligente Aqara N100

Aqara N100 – Foto: amazon.es

 

Danalock tiene buenos materiales, pero no sé, el cilindro muy gordote.

(enlace de Amazon que genera una pequeña comisión para Domótica Doméstica si lo acabas comprando: clic aquí)

cerradura inteligente Danalock

Danalock – Foto: 9to5mac.com

 

No sé, yo diría que en este aspecto vuelve a ganar Tadee. La Yale Linus también es simple y se disimula bastante bien.

(enlace de Amazon que genera una pequeña comisión para Domótica Doméstica si lo acabas comprando: clic aquí para la Yale)

cerradura inteligente tedee

Tedee – Foto: smarterhome.sk

cerradura inteligente yale linus

Yale Linus – Foto: cerraduraplus.es

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Y pocos más que deciros.

Como resumen, por diseño y ruido ganaría la Tadee.

Por utilizar protocolos domóticos, la Danalock.

La SwitchBot, aunque es fea de narices, la puedes abrir con NFC o con huella dactilar. Muy interesante…

Os dejo una tabla para una mejor reflexión final:

Tedee Danalock v3 Nuki 3.0 Pro Yale Linus SwitchBot
Bridge Necesario si quieres acceso remoto Opcional para acceso remoto o a través de hub domótico Incluido en cerradura Necesario Necesario
Comunicación Bluetooth, Wifi Bluetooth, Zigbee o Zwave o HomeKit Bluetooth, Wifi, MQTT Bluetooth, Wifi NFC, Bluetooth, Wifi
Encriptación AV-Test, TLS 1.3 – AES? TLS 1.2, AES-256 Sistema propio, AV-Test AES-128 AES-128
Baterías LiPo 3000 mAh, recarga USB-C 4 x CR123A Power Pack, recarga USB-C 4 x AA 2 x CR123A
Ruido Silenciosa Mucho Mucho Normal Mucho
Accesorios Teclado, Relé puerta adicional Teclado, Relé puerta adicional Teclado, Teclado con huella, Mando a distancia, Opener para interfono Teclado Teclado con NFC, Teclado con NFC y con huella
Precio 275€ 229€ 270€ 209€ 130€
Precio con Bridge 374€ 339€ 270€ 275€ 150€

1 respuesta

  1. Juan Fco dice:

    Hola!
    Yo tengo una Tedee y hace un par de meses se ha estropeado, simplemente dejo de funcionar y no habia forma de cargarla, la envié a la fabrica (en su pagina web aparece) y me la han devuelto reparada, bue servicio post venta y una cerradura muy buena.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *